Hay quien precisa


1979

Los años pasan, sí, la vida no:
el mundo estalla hermoso alrededor.
Si el corazón mortal me deja de latir,
en ese instante hay quien saltó a vivir.

Los años pasan, sí, el fuego no:
el fuego volverá en los hijos del sol.
Si el pecho se apagó por un soplo senil,
el gran incendio acudirá en cien mil.

Hay quien precisa una canción de amor;
hay quien precisa un canto de amistad;
hay quien precisa remontarse al sol
para cantar la mayor libertad.

Hay quien precisa una canción de paz;
hay quien precisa el canto de un fusil;
hay quien precisa una evidencia más
para tener la razón de vivir.

Los años pasan, sí, lo bello está:
lo bello está invitando a irlo a tomar.
Si el sueño envejeció, fue triste para él:
lo bello nunca más será de aquel.